Intervención del municipio en los casos de desalojo

Alejandra Filippetti

Cuando hay sentencia firme

En la mañana de ayer personal policial desalojó a una familia de la vivienda ubicada en calle Islas Malvinas al 500, mediante una orden judicial que data de noviembre último, y a pedido del propietario legal se hizo efectiva.

Como siempre sucede en estos temas, se generaron momentos angustiosos, ya que en el lugar vive un hombre mayor, su hijo y su familia.

El problema radicaría en el hecho de que el padre de familia -hace unos 50 años- cuidaba el terreno y luego construyó la casa, continuando sin problemas ni reclamos del dueño. Hasta que en 2013 empezó la batalla legal de los familiares de los dueños originales para recuperar el terreno, culminando con el desalojo.

Sobre el particular, la secretaria de Desarrollo Social, Alejandra Filippetti, indicó que el Municipio ofreció hacerse cargo de un lugar en una pensión para que queden alojados hasta tanto puedan superar esta situación de riesgo.

“Esta situación fue por vía judicial y esta persona argumenta que vivió en esa casa por muchos años, pero el juez entendió que eso no puede ser y ordenó el desalojo. Nosotros actuamos como en casos similares, asesorando en la medida de nuestras posibilidades, y asistimos a la familia que no tiene lugar donde habitar. El juicio data de largo tiempo y en noviembre último el señor mayor que vivía en la casa acudió al intendente José Freyre por ayuda para evitar el desalojo y éste derivó el caso a la Secretaría de Desarrollo Social, donde nos enteramos de que ya había un sentencia firme, porque una persona, heredera del propietario, se presentó con documentación que avala la titularidad del inmueble”, describió Filippetti.

La funcionaria aclaró que en varias oportunidades se visitó al grupo familiar y se les advirtió que iban a ser desalojados, en tanto que en forma paralela se solicitó prórroga del desalojo, “sabemos que el desalojo compulsivo es la peor situación y cuando hay una sentencia firme no se puede revertir. En horas de la noche nos enteramos de que se concretaba la medida, así que en la mañana fue la trabajadora social del barrio y gestionó un lugar de alojamiento provisorio”, explicó.

Foto: Alejandra Filippetti

Fuente: Diario El Informe Y Prensa MVT